Un detente para los gobernadores

Comparte esta noticia

Tienen una asombrosa capacidad para ignorar lo que dicen. Florestán.

El presidente López Obrador, respaldado por Hugo López-Gatell, sostuvo siempre que su fuerza moral y sus detentes, eran su vacuna contra el COVID y que por eso no usaba cubrebocas.

Y la mayoría de su feligresía se lo creyó y siguió. Los suyos no se cuidaron, rechazaron el cubrebocas, y así llegamos al 24 de enero, cuando al regreso de una gira a Monterrey y San Luis Potosí, el presidente dio positivo al virus, habiéndose sentido mal, dijo, desde el día anterior.

Aquel domingo las muertes sumaban 149 mil 614 y los contagios un millón 763 mil 219. Anoche llegamos a 168 mil fallecimientos, el cuarto peor día en defunciones con mil 701, y a un millón 946 mil 751 casos.

López Obrador cumplió su confinamiento de catorce días, roto solo por dos videos, para reaparecer este lunes en la mañanera, le decía ayer, tal y como se había ido.

Pues bien, entre los contagiados hay un dato a destacar: casi la mitad de los gobernadores se han contagiado en esta pandemia, quince de 32, y todos se han recuperado.

El primero fue Omar Fayad, de Hidalgo, en marzo pasado, y el más reciente Antonio Echevarría, de Nayarit, pasando por Adán Augusto López, Tabasco; Francisco Domínguez, Querétaro; Héctor Astudillo, Guerrero; Silvano Aureoles, Michoacán; Francisco García Cabeza de Vaca, Tamaulipas; Carlos Joaquín, Quintana Roo; José Rosas Aispuru, Durango; Mauricio Vila, Yucatán; Claudia Sheinbaum, Ciudad de México; Carlos Mendoza, Baja California Sur; Claudia Pavlovich, Sonora; Jaime Bonilla, Baja California; Alejandro Tello, Zacatecas; Diego Sinuhé Rodríguez, Guanajuato; Ignacio Peralta, Colima; y Alejandro Murat, Oaxaca.

Esta debe ser otra marca mundial de México en la pandemia: la mitad de los gobernadores contagiados.

RETALES

1. AMLO.- Morena en la Cámara de Diputados confirmó que es una oficialía de partes del Ejecutivo, Por la mañana el presidente dijo que su iniciativa de la Ley Eléctrica se aprobaría sin moverle una coma, cuando su bancada citó de inmediato a una reunión extraordinaria con carácter de urgente para procesarla. Por eso el 6 de junio;

2. COCHINITO.- Este gobierno recibió en diciembre de 2018 un Fondo de Estabilización de Ingresos con 279 mil millones de pesos. Para diciembre de 2019 le había bajado a 158 mil millones y al cierre de 2020 quedaban nueve mil 498 millones. Es decir, en dos años le sacó 269 mil 502 millones de pesos y en 2019 sin crisis; y

3. VACUNAS.- Ya se incumplió la meta de vacunar, dos dosis, a todo el sector salud, cientos de miles no han recibido ni la primera, y el gobierno tampoco podrá cumplir la de vacunar a 15.1 millones de adultos mayores de sesenta años en febrero y marzo. Entiendo el retraso de Pfizer, pero hoy, insisto, no ni hay vacunas ni un programa transparente y eficaz para aplicarlas.

Nos vemos mañana, pero en privado.


Comparte esta noticia
Scroll to Top